Mi perro no quiere comer

La falta de apetito es un síntoma de que algo no va bien. Pero antes de alarmarte, ten en cuenta que la causa puede ser pasajera. Sea como sea, siempre debemos preguntarnos qué es lo que produce esta situación, para resolverlo cuanto antes. Como sabes y hemos comentado en más de una ocasión, la alimentación es un pilar fundamental para el bienestar de nuestra mascota.



Normalmente los perros tienen un hambre feroz pero, a veces, el animal se cansa de comer siempre lo mismo, pudiendo llegar a plantarse y no comer nada. A continuación te proponemos varias soluciones para intentar que tu perro recupere el apetito.

 

¿Cómo hacer que tu perro recupere el apetito? ¡Ahí van nuestros consejos!

 

  • Una solución puede ser innovar y añadir un alimento extra con un sabor nuevo y enriquecedor como la mousse de trucha o el mousse de salmón que puedes encontrar en Fish4Dogs.
  • Mientras que nosotros combinamos diferentes sentidos a la hora de escoger qué comer, los perros se guían especialmente por el olfato. Es por esto que te animamos a escoger alimentos aromáticos. Ten presente que cuanto más fuerte sea el olor, más atractivo le resultará a tu perro para hincarle el diente.
  • Otra opción es romper con la rutina alimenticia de tu perro combinando dos tipos de pienso y/o sabores. Por ejemplo, por la mañana pienso seco y, para cenar, alimento seco con enlatado; o bien, salmón noruego por la mañana y pescado blanco por la noche. Esto lo puedes hacer incluso antes de que tu perro se aburra de la comida y opte por no comer.

 

¡Por cierto! Olvídate de darle tu comida. Aunque pueda parecerte mucho más apetitosa que su pienso y a tu mascota le parecerá mucho más apetecible, recuerda que nuestra comida no contiene ni todos los nutrientes ni todas las vitaminas que tu perro necesita para estar sano.

 

De todos modos, debes tener presente que hay otras razones que pueden estar provocando la falta de apetito. Enfermedades graves, pérdida de olfato, problemas renales o, incluso, estrés o calor excesivo también puedes ser la causa de la falta de apetito. Es importante que si detectas cambios en el apetito de tu perro, te mantengas alerta.


Si después de probar estas recomendaciones, tu perro sigue sin probar bocado, acude al veterinario para que pueda explorarle a fondo y determinar la causa exacta de la falta de apetito.